Saltar al contenido
Guarnicionería Javier Ayllón

La perdiz con reclamo

perdiz de reclamo

Una de las modalidades cinegéticas más antiguas, selectiva y con mayor solera es la caza de la perdiz con reclamo. Se basa en la fuerte defensa del territorio de nuestra perdiz macho y que no admitirá la entrada de ningún extraño. Para ello utilizará el canto como defensa y protección, en una guerra dialéctica de sonidos variados. En este caso, el cuquillero o reclamista debe saber las diferentes fases que transcurre en este combate para abatir al pájaro entrante en el momento preciso. De lo contrario podríamos estropear una perdiz que en un futuro pudiera darnos buenas satisfacciones.

Como en todas las modalidades de caza, y especialmente en esta, debemos adquirir los conocimientos básicos a través del aprendizaje y la experiencia. No os cortéis a la hora de preguntar a los viejos y expertos pajareros para resolver todas las dudas.

Elegir una buena perdiz macho para el reclamo

El desarrollo de esta actividad comienza con la elección de la perdiz o perdices que utilizaremos para el reclamo. Y aquí no hay un método o un sistema fijo para que la selección vaya ser fiable y nos proporcione buenos resultados en el campo.

Dirígete suave hacia la jaula, sin movimientos bruscos y observa el comportamiento del pollo. De primera descarta los que boten o tengan las plumas “descolocadas”, señal de que es un pájaro bronco. Fíjate en el que te mira de frente y no te da la espalda, postura arrogante, cabeza alta, tranquilo, pero a la vez capaz de defender su sitio. Busca la nobleza antes que la belleza. Dirige la mano hacia la jaula y si intenta picarte puede que sea un buen candidato. Lo demás déjaselo a la suerte y hacerle buenos lances

Por otra parte, hay que fijarse en el aspecto físico de la perdiz: plumaje sedoso y pico, patas… rojo intenso que le caracteriza. Esto nos dará una idea de cómo puede estar de salud.

Cuidados de las perdices de reclamo.

No existe una fecha exacta para pasar los pájaros del terrero a las jaulas. Se hace sobre noviembre o diciembre, un mes antes de que abran la veda aproximadamente. Depende también si son pollos del año o ya tienen experiencia de otros años. Estos últimos se suelen dejar más tiempo en el terrero para que no se pasen de celo. Con esto, quiero decir que llegue al campo demasiado bravo y el del campo no llegue a entrar. Los mas nuevos se meten antes para que se acostumbre a la jaula.

Los perdigones antes de meterlos en las jaulas se recortan para que no se hagan daño y le iremos metiendo comida especial para el celo progresivamente, lo sacaremos de vez en cuando al sol… Y todo esto hace que el pájaro llegue en unas condiciones óptimas para el reclamo.

Llega la temporada esperada para miles de aficionados y nuestro pájaro ya está listo y nosotros tendremos que preparar nuestros accesorios (silla, puesto portátil, cuelga jaula para el repostero y en la actualidad se utiliza mucho el micro inalámbrico…)

Cerrada la veda es hora de pasar nuestros pájaros a los terreros: abundante arena, agua y comida que no les falten. Y mantenerlos limpios de parásitos.

Sonidos de reclamo de perdiz

Los aficionados al reclamo conocen la gran variedad de sonidos que puede desarrollar la perdiz roja. Aquí solo los enumeraré y dejare un fantástico video donde podrás escuchar los diferentes cantes con una breve explicación:

  • Canto de mayor.
  • Cantada, embuchada hueca o canto de buche.
  • El titeo.
  • Dar de pie.
  • Piñones, besos.
  • Regaño o silencio.
  • Revuelo.
  • El aguileo.
  • El picheo o piolo.
  • Ajeo, rajeo o saseo.
  • El chirrido
  • Maullido o suspiro.
  • Claqueo.
  • Guteo.

Si necesitáis más información sobre los sonidos del canto de la perdiz de reclamo macho os dejo el siguiente enlace:

https://www.club-caza.com/articulos/266titos.asp

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *